Protegiendo el microbioma de la piel del bebé

8 minutes

20/10/2020

La piel alberga millones de bacterias, hongos, virus y otros microbios que juntos componen el microbioma de la piel. Durante el período neonatal, los microbiomas infantiles son muy vulnerables y susceptibles a múltiples factores. Preservar y promover el desarrollo natural del microbioma de la piel del bebé es fundamental para mejorar su salud. Este artículo examina la fisiología de la piel del bebé y el desarrollo, alteración y mantenimiento de su microbioma.

FISIOLOGÍA DE LA PIEL DEL BEBÉ

La piel consta de tres capas principales: la epidermis, la dermis y la capa subcutánea. La capa más externa de la epidermis es el estrato córneo; que actúa como barrera protectora contra microorganismos, sustancias químicas y alérgenos (particularmente para los bebés). La epidermis en los bebés es un 20% más delgada y el estrato córneo es un 30% más fino que en la piel de un adulto, lo que aumenta la susceptibilidad a la permeabilidad y la sequedad de la misma.

Desde el nacimiento, la función de barrera y las propiedades de manejo del agua en el estrato córneo se van optimizando de forma continua. Se cree que las propiedades que hacen que la piel del bebé sea única persisten durante sus primeros 12 meses de vida. Además, está menos adherida que la piel madura y es más propensa a la pérdida de agua transepidérmica y a una menor hidratación del estrato córneo. Siendo el resultado una función de barrera cutánea menos eficaz. A todo esto, se suma que la proporción entre la superficie corporal del bebé y su peso es mayor que en un adulto; lo que supone que los agentes tópicos se absorben más fácilmente y, por lo tanto, pueden tener un efecto más pronunciado en la piel de los más pequeños.

En conclusión, la piel de un bebé es mucho más vulnerable al ambiente que la piel de un adulto. De esta manera, si no se cuida de manera adecuada esta puede volverse susceptible a la sequedad o contraer afecciones como la dermatitis atópica, dermatitis a causa del pañal o incluso infecciones.

La diferencia entre la piel de un bebé y la de un adulto reside en que la piel del bebé es más fina.

DESARROLLO DEL MICROBIOMA DE LA PIEL DEL BEBÉ

El microbioma de la piel nos protege contra patógenos invasores participando en el desarrollo de nuestro sistema inmunológico.

Los microbios y sus metabolitos afectan al desarrollo desde el útero, con una colonización significativa del microbioma al nacer: los bebés que nacen por vía vaginal adquieren bacterias que están en la vagina y los que nacen mediante cesárea adquieren las que están asociadas con la piel. Durante las primeras seis semanas de vida estas diferencias que dependen del modo de parto van disminuyendo y el microbioma de la piel del bebé evoluciona para parecerse al de su madre, con bacterias que varían según el sitio del cuerpo.

Son muchas las evidencias que sugieren que el desarrollo y mantenimiento de una composición de microbioma en la infancia es crucial para promover el correcto desarrollo y tener una integridad epitelial normal. Así como para dar forma a algunas de nuestras respuestas inmunes. La interrupción de este proceso puede influir en el desarrollo de afecciones inflamatorias como alergias alimentarias o eccemas. Todo lo que un bebé toca, donde se baña, respira, come y bebe tiene el potencial de afectar a su microbioma y a su sistema inmune. Naturalmente, cualquier cosa que entre en contacto directo con la piel tiene un impacto importante en el microbioma que se está desarrollando; incluyendo detergentes, productos de higiene, jabones, humectantes, toallitas y otros productos para el cuidado personal, así como el momento y la frecuencia del baño.

Las diferentes funciones de barrera del microbioma de la piel

INTERRUPCIÓN DEL MICROBIOMA DE LA PIEL DEL BEBÉ

La alteración del microbioma de la piel, o disbiosis, se produce cuando el microbioma de la piel se altera del que está sano. Esta disminución de la diversidad del microbioma puede estar relacionada con ciertas patologías de la piel como la dermatitis atópica y la dermatitis a causa del pañal. Es cierto que existe mucho desconocimiento sobre las moléculas que residen en la superficie de la piel o sobre cómo los productos para el cuidado de esta influyen exactamente en su composición química. Aún así, desde hace mucho tiempo existen evidencias de que los cambios negativos en la diversidad o la humedad de la piel pueden ser causados por los productos de rutinas diarias y cuidado personal de los adultos. En la actualidad, el efecto que los ingredientes de los productos de cuidado personal tienen en el microbioma de la piel pediátrica no se ha estudiado en gran medida; pero sabemos que esta etapa temprana en el desarrollo es fundamental para garantizar la estabilidad a largo plazo del microbioma. Por lo tanto, se debe tener especial cuidado y proteger la piel del bebé desde el nacimiento.

CÓMO MANTENER EL MICROBIOMA DE LA PIEL DEL BEBÉ

La educación de los padres puede abordar preocupaciones como la dermatitis que le puede provocar el pañal o las heridas que sufran sus bebés en la piel. Los emolientes de la piel consisten en un 20% de óxido de zinc sin conservantes y pueden ayudar a proteger y mejorar la barrera cutánea sellando la hidratación.

Se debe alentar a los padres y cuidadores a que cambien con frecuencia los pañales sucios para evitar la acumulación de amoníaco o bacterias dañinas en la piel de los pequeños a causa de la materia fecal o la orina. Finalmente, los profesionales de la salud deben ayudar a madres y padres a leer y comprender los ingredientes de los productos que utilizan con sus hijos, y a tomar así decisiones fundamentadas sobre cuáles serán los productos que más le convenga a la piel de sus bebés, el microbioma y su salud.

La elección de productos con la menor cantidad de ingredientes puede tener menos impacto en el microbioma. Por ejemplo, algunas toallitas húmedas para bebés consideradas "puras" o "naturales" contienen más de siete ingredientes.

La siguiente tabla describe una lista de ingredientes que a menudo se encuentran en otras toallitas húmedas para bebés. Si bien es un desafío crear una formulación que tenga pocos ingredientes, WaterWipes ha creado una fórmula única y pura que tan solo contiene dos.

Ingredientes

  • Agua: ayuda a disolver los ingredientes

  • Aceite de ricino hidrogenado PEG-40, Polisorbato 20 y Alcohol cetearílico: tensioactivos que ayudan a quitar la suciedad y el aceite.

  • Ácido benzoico, Fenoxietanol, Benzonato de sodio y Sorbato de potasio: conservantes que previenen el deterioro del producto.

  • Extracto de aloe barbadensis, Pantenol y Acetato de tocoferilo: agentes acondicionadores de la piel que mejoran el tacto a la piel.

  • Caprilil glicol y Etilhecilglicerina: emolientes para el tacto y el brillo.

  • Polisorbato 20, Alcohol cetearílico y Estearato de glicerilo: emulsionantes que mezclan los ingredientes.

  • EDTA disódico, Propilenglicol y Goma xantana: agentes de viscosidad para controlar el grosor.

  • Limoneno, Ionona alfa-isometil, Hexil cinamal, Alcohol de bencilo y Geraniol: alérgenos de la fragancia para el buen olor.

  • Citrato de sodio y Ácido cítrico: para mantener el pH

  • Glicerina y Caprilil glicol: humectantes para mantener el agua.

Listado de ingredientes y procesos que se han detectado en otras marcas de toallitas para bebés.

WATERWIPES SON PERFECTAS PARA EL MICROBIOMA DE LA PIEL

Con solo dos ingredientes, 99,9% de agua de alta pureza y 0,1% de extracto de fruta, las toallitas WaterWipes son perfectas para el microbioma de la piel, lo que las convierte en una alternativa adecuada al algodón y al agua normal.

WaterWipes se fabrica en salas con las mejores condiciones de limpieza y usa una tecnología de purificación única. El agua en WaterWipes se somete a un proceso de purificación de 7 etapas para dar como resultado una toallita ultrapura que brinda una sensación suave en la piel. El proceso que sigue hace que el agua sea más pura que el agua hervida y posteriormente enfriada. Esta tecnología purificadora produce un producto único que limpia eficazmente la piel, sin la necesidad de utilizar otros limpiadores adicionales.

El extracto de fruta contiene polifenoles naturales y vitamina C que actúan como un suave acondicionador y limpiador de la piel.

Las toallitas WaterWipes proporcionan una limpieza segura para la piel más delicada de los recién nacidos y son tan suaves que también se pueden usar en bebés prematuros. Además, las toallitas WaterWipes son recomendadas por profesionales de la salud en todo el mundo y se han convertido en las toallitas preferidas en muchas Unidades de Cuidados Intensivos Neonatales en Irlanda, Estados Unidos, Australia y Nueva Zelanda.

inscríbete a nuestro boletín de atención sanitaria.

Déjanos tu correo electrónico y te mantendremos al día. Como nos gusta simplificar la información, nuestras actualizaciones se limitan a lo esencial.

Confirmo que soy mayor de 16 años, que he leído y acepto las Condiciones de uso y que he revisado la Política de Privacidad.

Marca esta casilla si deseas recibir correos de WaterWipes sobre nuestros productos y cualquier oferta o promoción especial vigente en cada momento. Puedes retirar en cualquier momento tu consentimiento para recibir publicidad contactando con nosotros en info@waterwipes.com.